La verdad contada por profesionales

La magistrada instructora del caso del cierre del espacio aéreo exige una rectificación a Cinco Días

 

CARMEN SIMÓN – 25/06/2012 – 07:00

Jueza sustituta del Juzgado de Instrucción número 3 bis de Madrid

El día 4 de junio del presente año se publicó en su periódico un artículo firmado por Antonio Ruiz del Árbol en el que, bajo el titular El cese de la juez sitúa en vía muerta el juicio por el plante de los controladores, se plasman datos que no se corresponden con la realidad y que entiendo incurren en una lesión a mi honor, la juez sustituta de ese órgano judicial, por las siguientes y graves inexactitudes.

El cambio de juez instructor que conoce del asunto en absoluto ha tenido como consecuencia retraso alguno en la causa. Esa afirmación es absolutamente falsa, ya que desde mi incorporación al juzgado se han practicado las diligencias acordadas por la anterior instructora, que voluntariamente cesó en su cargo.

No se ha producido, por tanto, la suspensión de diligencia alguna ya acordada, es más, se ha incrementado incluso el número de declaraciones con respecto a las llevadas a cabo en el mes anterior a mi toma de posesión. De las 9 declaraciones habidas en el mes de marzo se ha pasado a 10 en el mes de abril y a 14 en el mes de mayo, sin que yo haya podido señalar un mayor número de ellas toda vez que mi incorporación al Juzgado de Instrucción número 3 bis de Madrid (y no al 54, como de forma errónea aparecía en la información) tuvo lugar el 25 de abril.

La instrucción, como se ve, sigue su curso, acordándose nuevas diligencias de relevancia para la investigación. La instrucción, insisto, no se ha visto alterada en absoluto, tal y como se dice en el citado artículo. Tampoco se dice el porqué de tal alteración, incierta en cualquier caso.

Desconozco a qué se deben las “muestras de inquietud” atribuidas a la anterior jueza instructora, si es que estas han existido. En ningún caso, entiendo, se corresponden con una supuesta alteración del curso de la instrucción a la vista de los datos indicados.

Igualmente desconozco a qué se debe el “pesimismo” mostrado, según el artículo, por las partes, insisto a la vista de los datos expuestos, máxime cuando yo ya había conocido, por sustitución, del asunto que nos ocupa.

Desconozco, por último, cómo se puede atribuir un retraso de “años”, incluso se indica “una década”, por el traspaso en el conocimiento de la causa de una instructora a otra. Esa afirmación es completamente falsa e injuriosa.

A la vista de todo ello, entiendo que el artículo publicado vincula el supuesto retraso en el desarrollo de la instrucción del procedimiento que nos ocupa al cambio en la dirección de la instrucción. Esa vinculación se basa en hechos falsos y por tanto afecta gravemente a mi honor y profesionalidad, asuntos que exigen una inmediata rectificación por parte del autor del artículo y del periódico, reservándome el ejercicio de las acciones judiciales que correspondan para restablecer mi buen nombre y hacer.

http://www.cincodias.com/articulo/opinion/juicio-caso-cierre-espacio-aereo/20120625cdscdiopi_7/