La verdad contada por profesionales

10 años del accidente de Spanair. Una década esperando un juicio que no llega

Diez años después del accidente de Spanair las víctimas creen que los pilotos, fallecidos, no fueron los únicos responsables. 

Hoy se cumplen diez años desde el trágico accidente del Spanair 5022 en el aeropuerto de Barajas. Reproducimos el artículo de la periodista Paloma Martínez Varela para EL PAÍS. Desde esta web, nuestro recuerdo, reconocimiento y ansias de una justicia que no llega. En algún lugar, siempre en nuestros corazones.

Hace hoy una década que 154 personas murieron en el accidente del vuelo de Spanair JK5022. Un suceso por el que hay una comisión de investigación abierta en el Congreso, pero que no ha tenido juicio penal. La Audiencia Provincial de Madrid archivó el sumario al considerar que los pilotos, fallecidos en el siniestro, eran los únicos culpables. “Cuando hablamos con la gente creen que hemos tenido juicio, pero no”, afirma Henar Guerrero, secretaria de la Asociación de Víctimas del Vuelo JK5022. “Queremos por lo menos en algún momento llegar a tenerlo”, añade. Los afectados llevaron el caso al Tribunal Europeo de Derechos Humano (TEDH), donde no admitieron a trámite su demanda. Ahora tienen la esperanza de que haya un juicio civil.

La asociación mantiene que la responsabilidad no puede caer únicamente sobre los pilotos. Otras son las que se pretenden discernir en la comisión abierta hace un mes en el Congreso a petición de Unidos Podemos y ERC, y después de que la asociación presentara 60.000 firmas. Ya han comparecido la exministra de Fomento Magdalena Álvarez, el exdirector general de Aviación Civil Manuel Bautista, y el presidente en funciones de AENA en el momento del accidente, Javier Marín, entre otros. La presidenta de la asociación, Pilar Vera, siempre ha mantenido que hay responsabilidades, tanto por parte del Ministerio de Fomento como de la Comisión de Investigación de Accidentes e Incidentes de Aviación Civil (Ciaiac).

En los últimos diez años, la asociación ha logrado introducir importantes cambios en la gestión de accidentes aéreos para lograr la que subrayan como su mayor prioridad: lograr que nadie tenga que vivir el calvario que ellos pasaron. “No había un plan especifico para accidentes aéreos. Protección Civil aplicaba lo que había hecho en otras experiencias, como la del 11-M, pero son situaciones muy distintas”, explica Guerrero. La asociación trabajó en colaboración con la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI) en la creación de un nuevo plan, aprobado en España en 2013 y que ya se puso en marcha en el accidente del avión de Germanwings de 2015 en los Alpes franceses, en el que murieron 45 españoles.

“El plan nace del caos y el desastre que vivimos todos los familiares”, asegura Guerrero, que tuvo que quedarse más de 10 días en Madrid hasta reconocer a sus familiares fallecidos. “En el pabellón de IFEMA había grupos religiosos que venían a vendernos qué significaba la muerte y por qué sucedían estas cosas. Había hasta carteristas… Con lo que vivimos insistimos en que era necesario un plan de asistencia, para que no volviera a pasar”, recuerda.

Algunos de los cambios introducidos en el plan fueron la obligación de que la lista oficial de pasajeros se haga pública durante las dos primeras horas tras el accidente —en el caso de Spanair tardaron más de 12—, y que ningún abogado pueda acercarse a las víctimas durante los primeros 45 días para ofrecer sus servicios, debido al acoso que sufrieron.

Este lunes se celebrarán varios actos de recuerdo a las víctimas tanto en Las Palmas como en Madrid. A la hora del accidente, las 14.24 horas, se guardará un minuto de silencio en la pista del aeropuerto de Barajas donde hace diez años se produjo el siniestro.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.